Sergio Alonso le da el pleno al Moralo

MACAMAArroyo de la Luz

Nueve puntos de nueve posibles para el Moralo sin recibir aún un solo gol. El equipo de José Diego Pastelero se ha hecho fuerte atrás para cimentar su pleno cumplida la tercera jornada. Esta vez le tocó sufrir, o esperar a última hora mejor dicho, para llevarse un triunfo merecido de un partido que lo controló ante un bien plantado Arroyo. Los verdes, que hicieron un guiño al Día de Extremadura con camiseta verde, pantalón blanco y medias negras, saltaron al césped decididos a abrir el marcador cuanto antes con continuas llegadas por ambas bandas pero sin encontrar rematador o disparando sin puntería. Enfrente se encontraron con unos rivales que daban pausa a su juego con la intención de enviar balones en largo a Javi López o Javi Martín pero sin mucho éxito de cara a generar peligro sobre el área local.

1 Moralo

Diego García; Pedro Toro, Lolo, Suso, Luis Lozano, Sergio Gómez, Sergio Alonso, Rubén Rivera (Keita, min. 64), Yoni (Jojo, min. 64), Aarón e Ibu (Rulo, min. 80).

0 Arroyo CP

Pedraza; Álex Melli, Dani, Colo, Ricardo Durán, Asier, Moisés, Javi González, Jorge Caballero (Turra, min. 62), Javi López (Chico, min. 72) y Javi Martín (Aitor, min. 55).

Gol
1-0: Sergio Alonso, min. 82.
árbitro
Muñoz Blázquez. Sólo amonestó al visitante Turra. Impecable labor.
incidencias
Unos 900 espectadores en el Municipal de Navalmoral. El Moralo realizó el pasillo de honor al Arroyo por la Copa Federación.

Cuando el juego se estancó, cuando las fuerzas parecieron igualarse, fue cuando curiosamente llegaron las ocasiones de gol más claras. Luis Lozano y Lolo se estorbaron para rematar en el área pequeña y lo hicieron mal para mandar el balón fuera por poco. Luego Sergio Alonso probó fortuna desde la frontal del área con un buen tiro por bajo al que respondió a la perfección Pedraza estirándose hasta la cepa del palo. Al rato, Aarón cabeceó desde cerca en buena posición pero volvió a aparecer el guardameta visitante para detener con seguridad. En la otra portería apenas tuvo que intervenir Diego García y cuando lo hizo fue para solventar sin problemas lo que le llegó.

La segunda mitad arrancó igual que la primera, con un Moralo volcado con intensidad sobre el área arroyana. Le dio una marcha más ante la tranquilidad de los de Miguel Ángel Ávila, con pocas fisuras pero también con poca pólvora. Ibu controló de espaldas al marco contrario pero su volea la despejó con dificultades Pedraza, el mejor de su equipo. En otra acción peligrosa sobre su portería, Aarón no fue capaz de conectar bien solo en el segundo palo y tocó fuera. Al conjunto de Navalmoral le entraron las prisas por momentos y con su empuje obligó a defender con garra al Arroyo, ya definitivamente más preocupado de estar muy junto que de montar contraataques para intentar hacer daño.

El choque pareció abocado al empate sin goles, pero la calidad de Sergio Alonso lo impidió. Controló fuera del área, se acomodó el balón en su pierna buena y cruzó con excelencia a media altura al fondo de las mallas. Golazo para seguir inmaculado el Moralo en la clasificación.