La variante de Malpartida mejorará la accesibilidad de Arroyo de la Luz a Cáceres

HOY ARROYO DE LA LUZ Arroyo de la Luz

El Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma) ha licitado la variante de Malpartida de Cáceres por un precio de 49,9 millones de euros, un proyecto sobre el que ha habido dudas y parones presupuestarios desde el Gobierno de España en los últimos años.

El proyecto, aprobado en 2019, sale a concurso con un plazo de ejecución de dos años. Serán 10,7 kilómetros entre el centro de conservación de carreteras, cerca de la A.-66, y el cruce con la Ex-207, a Arroyo de la Luz. Se incluye en el Plan de Transformación y Resiliencia.

La actuación prevé la ejecución de la variante de población de la N-521 a su paso por el municipio de Malpartida de Cáceres, así como una duplicación de calzada de la misma carretera entre el enlace con la autovía A-66 y el propio municipio. Además, supondrá una mejora de la movilidad peatonal y ciclista de parte del camino natural Cáceres-Badajoz y la creación de la prolongación de la vía ciclista hasta Malpartida

La construcción de una variante a la N-521 en Malpartida de Cáceres eliminará la difícil travesía ahora existente y «mejorará sustancialmente» la accesibilidad a la población de Arroyo de la Luz y al resto de municipios del Oeste de Cáceres.

También se prevé una reordenación de accesos, con vías de servicio en ambas márgenes, que igualmente redundará en aumentar la seguridad del tramo.